Fundanica: 22 niños con cáncer han fallecido en Carabobo durante 2018

La falta de dotación de medicinas antineoplásicas y de soporte ha cobrado la vida de 22 niños este 2018, así lo informó la Fundación de Ayuda del Niño con Cáncer de Carabobo (Fundanica), conforme a cifras del Hospital Universitario Dr. Ángel Larralde (HUAL) y la Ciudad Hospitalaria Dr. Enrique Tejera.

Virginia Segovia de Bolivar, presidenta de Fundanica, calificó como dramática la situación que enfrentan los pacientes al no cumplir con los protocolos que dictamina la Organización Mundial de la Salud. “No hay medicinas, no hay quimioterapia, no hay antibiótico. Nuestros niños están muriendo. Este año tenemos 22 niños fallecidos y tenemos 10 con su vida en peligro. El cáncer no espera” indicó.

En 2017 la asociación sin fines de lucro registró 58 niños fallecidos de los 120 atendidos, correspondientes al 20% de los cánceres pediátricos de Venezuela. El alto costo de los tratamientos mantiene en riesgo al resto de la población asistida, quienes requieren al menos mil dólares mensuales, para gastos de estudios y medicinas.

“Se trata de un problema que supera la soberanía. Hacemos un llamado al gobierno nacional a que atienda las necesidades de los niños y acepte la ayuda humanitaria. No pueden quedarse callados ante tanto drama y tanta muerte. Ningún niño debe fallecer en el amanecer de su vida”, expresó Segovía de Bolívar.

Por su parte, Antonio Rodríguez, relató el camino difícil que ha recorrido con su hija, al ser diagnosticada de leucemia linfoblástica aguda (L.L.A) La guerra contra la leucemía es fácil, el problema es el país, no hay nada”. La desesperación aumentó ante la escasez de asparaginasa, uno de los principales fármacos en el tratamiento de esta patología “tuve que colocarle ocho quimioterapias vencidas a mi hija. En Colombia, cada una costaba 250 dólares y necesitaba 44 ampollas, así que decidí sacar a mi hija”.

Rodríguez agradeció el apoyo recibido por ong´s como Fundanica, y lamentó con inmenso dolor la muerte de niños y adolescentes que no han logrado vencer la enfermedad. Actualmente la menor de tres años, es una de las sobrevivientes de la Unidad Hemato Oncológica “Dra. Teresa Vanegas” del Hospital Carabobo, quien recibe tratamiento y cuidados en Argentina, país que desde hace cuatro meses le ha brindado junto a su madre, una nueva esperanza.

De acuerdo al último balance presentado por Fundanica, para el diagnóstico inicial de cánceres pediátricos se necesitan 350 dólares por paciente; mientras que para la fase de tratamiento de leucemias, la inversión requerida para medicinas y estudios supera los 10.000 dólares; y en el caso de tumores sólidos unos 3.000 dólares.

Alejandra Álvarez, oncólogo pediatra y asesor médico de la institución, alertó sobre la falta de infraestructura y personal capacitado para atender niños con cáncer en los centros de salud de la región “Están inhóspitos. No hay dotación de insumos, quirófanos. Estamos atascados con muchos pacientes porque no hay equipos para realizar estudios como tomografías e imágenes, que ya superan los 200 millones de bolívares en sector privado, ni reactivos para realizar biología molecular hematológica” destacó.

Representantes de la fundación con  23 años  de servicio, destacaron continúan trabajando gracias al esfuerzo de valiosas alianzas nacionales e internacionales, para lograr brindar tratamiento oportuno y una mejor calidad de vida a más valientes guerreros.

Nota de prensa.