Ventas del sector calzado disminuyeron 30% en 2017

La industria del calzado no ha escapado de la situación inflacionaria. El presidente de la Cámara Venezolana del Calzado y Componentes, Luigi Pissella, aseguró que “razonablemente” se ha cubierto las necesidades del consumo del calzado, pero como desenlace se presenta un “cierre preocupante”.

Pissella informó que en al menos 30% se ha disminuido el consumo de unidades, es decir, se está en el mínimo histórico de 0.90 del consumo per cápita. “Somos 30 millones de habitantes y van a estar consumiendo entre 27 o 25 millones habitantes”.

Explicó que la inflación ha afectado gravemente al sector comercio, el cual no ha podido reponer los inventarios y cuando logra hacerlo necesita vender cuatro pares de zapatos para poder adquirir uno nuevo. “Nuestro mal es la inflación, ya que merma la capacidad adquisitiva de cualquier trabajador y mientras esto no se corrija seguiremos en la misma situación”, sentenció.

Puntualizó que la decisión por parte de la Superintendencia Nacional para la Defensa de los Derechos Socioeconómicos (Sundde), de “obligar” a las tiendas a bajar el “50% de los precios de los calzados” produjo pérdidas que se evidenciarán en la disminución aún más de sus inventarios.

“Te hacen vender un producto nuevo al 20% por debajo del costo, sin ver otros gastos que todo negocio tiene”. Según Pissella es necesario que la Sundde revise los inventarios de las tiendas para que no las sigan “obligando a vender al precio del costo que adquirieron el producto.

Con información de Unión Radio/Noticiero 52